Buscando a Nemo

Gracias a la película de Walt Disney "Buscando a Nemo", el pez payaso se ha ocnvertido en el pez más famoso de todo el mundo. No hay niño ni adulto que no lo reconozca, pero hay muchas cosas que seguro que aún no sabéis sobre los peces payaso. 

Los peces payaso se distribuyen en aguas tropicales de los océanos Indico y Pacífico, desde el Mar Rojo hasta Hawai, y habitan en los arrecifes a poca profundidad, generalmente entre 3 y 15 metros. En la actualidad existen más de 30 especies reconocidas de peces payaso distribuídas en tansólo dos géneros: Amphiprion y Premnas. Nemo pertenece a la especie Amphiprion Ocellaris.  Los colores pueden variar en función de la especie entre naranja, rojo, marrón, amarillo, rosa o negro, y generalmente son atravesados por franjas blancas.

Tipos de peces payaso

Una curiosidad de estos peces es que son hermafroditas protandricos. Esto quiere decir que los peces payaso se organizan en matriarcados donde existe una hembra dominante y el resto son machos.  Los peces payaso, cuando maduran sexualmente, son machos y tienen la capacidad de convertirse en hembras. Establecen un orden jerárquico en función de su tamaño, siendo el ejemplar de mayor tamaño el que se convierta en hembra, y el segundo ejemplar de mayor tamaño el que sea el macho dominante, formando así una pareja reproductora. Lo más increíble de este tema es que cuando la hembra dominante muere, el macho de mayor tamaño, es decir, el macho dominante se convertirá en hembra, y el siguiente ejemplar de mayor tamaño se convertirá en macho dominante. 

Todos sabemos que los peces payaso viven en las anémonas, ¿verdad? Pero si las anémonas son urticantes y además se alimentan de peces, ¿por qué no atacan a los peces payaso? AnemonaEste tema ha sido objeto de estudio por la comunidad científica, que ha llegado a la siguiente conclusión: todos los peces poseen una mucosa protectora que cubre sus escamas que los protege de bacterias dañinas, les sirve de regulador osmótico y también a la hora de formar nidos. Pues bien, la mucosa de los peces payaso es mucho más gruesa y espess que el resto de los peces, y además carece de una sustancia específica que provoca el ataque de las anémonas.  Así que los peces payaso y las anémonas han establecido a lo largo de su evolución una relación simbiótica, de manera que la anémona ofrece protección a los peces payaso frente a posibles depredadores, y los peces payaso, a cambio, acercan alimento a la boca de la anémona, y con su contínuo movimiento mantienen limpio el disco oral y los tentáculos de la anémona, evitando así posibles infecciones bacterianas.

Los peces payaso son animales relativamente pacíficos, fáciles de mantener con otras especies en cualquier acuario marino tropical. Aún así, hay que recordar que forman clanes, por lo que es recomendable introducir los peces payaso al mismo tiempo en el acuario para evitar posibles enfrentamientos entre clanes.

peces payasoHoy en día, la reporoducción de los peces payaso es posible incluso a gran escala, de manera que la mayoría de los "Nemos" que vemos en las tiendas son criados en cautividad, y por suerte cada vez son más las especies que son criadas de esta forma. En un futuro no muy lejano, la mayoría de los peces ornamentales comercializados provendrán de la cria en cautividad, y de esa manera podremos preservar nuestros arrecifes.